martes, 7 de septiembre de 2010

Martes, 7 de Septiembre.

Asunto: presentación en sociedad de las Nike Pegasus 27, sus primeras impresiones, los primeros pasos, las primeras zancadas, los primeros kilómetros a los pies de Manuel Binoy, lo que han sentido, cómo se han encontrado después de tanto tiempo inmovilizadas en las estanterías de una tienda de deportes, cómo ha sido su primera toma de contacto con la Kalenji y con la camiseta de tirantes, todo esto y más en unos minutos; ya han pasado unos minutos; somos las Nike Pegasus 27 y hoy hemos entrado a formar parte en la vida de Manuel Binoy con la finalidad de sustituir a las Nike Pegasus 28, que después de muchos kilómetros y de muchas tardes y mañanas gloriosas ya habían perdido el noventa por ciento de sus prestaciones originales; han cumplido con su deber como verdaderas profesionales, han estado en todo momento a la altura de las circunstancias, han protegido a la perfección las articulaciones de nuestro propietario y hoy y desde aquí y siguiendo el curso normal de los acontecimientos les damos las gracias, las pasamos a mejor vida y a partir de este momento seremos nosotras, las 27, las que marcaremos las pautas a seguir y las que amortiguaremos la pisada de nuestro amo y señor para que pueda seguir disfrutando con salud de lo que más le gusta en este mundo; después de haber sentido un placer indescriptible al haber sido liberadas de la tienda de deportes Runnerswold, éste primer día de trabajo a los pies de Manuel Binoy ha sido perfecto, espectacular, apasionante, variado, exigente y divertido, sin ningún problema de adaptación y sin ningún malentendido ni con la Kalenji ni con la camiseta de tirantes; todo lo contrario; durante todo el tiempo que ha durado el entreno hemos mantenido una muy buena relación y las esperanzas de seguir manteniendo el buen rollo en un futuro son más que prometedoras; técnicamente hablando las 27 estamos un poco más perfeccionadas que las 28 y ese detalle se tiene que notar, y se nota, en nuestra mayor madurez intelectual y en nuestra mayor capacidad de entendimiento y comprensión, circunstancias éstas últimas que sin duda alguna facilitarán la cohesión y el equilibrio entre todos los elementos que adornan la esbelta y estilizada figura de nuestro Manuel Binoy cuando se viste para salir a correr; para terminar y no alargarnos demasiado sólo decir que nuestro bautismo ha sido todo un éxito y que nuestro estreno ha consistido en veintiún kilómetros de carrera continua con varios cambios de ritmo de dos minutos y esperamos y deseamos que la cosa siga igual de bien que ha empezado.

17 comentarios:

  1. Joer que mala suerte han tenido las pobres.
    Mira que les podía haber tocado un gordo que las iba a usar tres días y a pasar diez años confortablemente en el armario. Pero no. Les va a tocar sufrir.

    ResponderEliminar
  2. y eso de la misma tienda donde te has apuntado a dos maratones, estas son de las tuyas

    ResponderEliminar
  3. Hola amigo tragamillas! me ha gustado este post! que les hagas muchos y buenos kms! un saludo y a seguir igual de bien!!! pronto nos veremos Manuel.
    Abrazo !!!!!

    ResponderEliminar
  4. pues les deseo que sigais en perfecta sintonía,
    no podrían estar en mejores piés que muestran saber darles uso

    ResponderEliminar
  5. Jajaja... buen comentario el de Risco, me ha sacado una carcajada.

    Se pronostica una vida ajetreada a las Pegasus 27.

    ResponderEliminar
  6. Manuel disfruta con tu nueva compañía las Pegasus. Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Me alegra que tus zapas nuevas se lleven bien con los demás complementos y con tus piernas, porque buena falta les va a hacer...

    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  8. creo que esas pegasus aún no son conscientes de la vida que les espera...

    ResponderEliminar
  9. Ciertamente son buenas zapas,yo tuve las primeras Pegasus que llegaron a España "Creo" unas que eran blancas y negras con el logotipo rojo (a lo mejor hubo muchas así pero...)ahora tengo unas Span y tambien van muy bien.
    Dales caña Manue,que lleguen llorando to los dias jajaja.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  10. Mmmmmmm, has probado la Vomero?????
    Son para gente algo ams pesada que tu, pero con la cantidad de kms que haces tus rodilla y meniscos agradecerían la EXCEPCIONAL amortiguacion de unas VOMERO, Sr. Binoy, estan muy por encima de las prestaciones de unas polivalentes PEGASUS, pero es como comparar un Ferrari de F1 con un Renault F1....son dos coches de F!, pero un FERRARI es un FERRARI,,,,pruebalas y olvidaras las PEGASUSU para siempre....

    Salud!!!!

    ResponderEliminar
  11. Bienvenidas, esperamos que nos conteis que tal os va tratando.

    ResponderEliminar
  12. Imagino que habrás pensado un retiro digno para las 28... Si esas zapatillas hablaran... :)

    ResponderEliminar
  13. ¡¡¡VEINTIUN KM para estrenar unas zapas!!! Este hombre es un héroe...

    ResponderEliminar
  14. Yo tengo unas 26 ya bastante gastadas y unas GTX y nunca me han defraudado, lo mismo pruebo las 27 para entrenar en los rodajes a ritmo.

    ResponderEliminar
  15. saludos crack, espero recuperarme pronto y poder vernos algun dia xa ir a las aiguas juntos!!!! abrazos

    ResponderEliminar
  16. Hola Manuel soy un lector asiduo a tu blog, aunque normalmente no suelo dejar comentarios en los blogs que leo ya que el unico sitio donde tengo conexion a intertnet es el trabajo y en el trabajo no me puedo embobar mucho. Te escribo por que he buscado entre los cientos, casi miles de entradas que tienes y no he encontrado nada sobre como empezo todo, me gustaria saber como fue el principio, como empezo Manuel Binoy a correr, cuando se produjo la transformacion y dejo de ser humano para convertirse en una maquina devoradora de kms.

    Un Saludo,

    ResponderEliminar